ÚLTIMA HORA

Sergio Scariolo: «En plena exaltación este oro nos parece el más guapo»

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El seleccionador nacional de baloncesto masculino, Sergio Scariolo, tiene claro que no hace «un ranking» y que este título del Eurobasket conquistado contra todo pronóstico este domingo no lo veía «como el más difícil», aunque ahora «en plena exaltación parece el más guapo», ando importancia una vez más al «grandísimo espíritu competitivo» que ha ofrecido el equipo.

«Ni lo veo como el más difícil ni tampoco desde el punto de vista de mi labor. Si uno se dedica al baloncesto, lo más fácil es el puro entrenamiento, lo más difícil es cuando hay problemáticas más complejas como la gestión de personalidades diferentes, pero no me siento agotado después de un esfuerzo», confesó Scariolo en rueda de prensa.

El italiano advirtió que no sentía ninguna «necesidad reivindicativa ni comparativa» y recalcó que el objetivo era «adaptarse a todas las situaciones y la forma de sacar algo bueno en todas». «Si te quieres dedicar a esta profesión, estás invariablemente condenado a los que tienen que valorarte, que en la grandísima mayoría de los casos no tienen realmente los conocimientos para hacerlo y va de simpatías o antipatías, o de resultados», remarcó.

En este sentido, indicó que «desde hace bastante tiempo» ha conseguido «desdramatizar» y también no hundirse «demasiado cuando alguien» no le gusta. «Tampoco exaltarme cuando a alguien le gusta», advirtió.

«Ahora estamos en plena exaltación del momento y este oro nos parece el más guapo y divertido. Seguramente ha sido el más inesperado, pero preguntad a Rudy (Fernández) si los otros han sido mas feos. Yo recuerdo cuánto trabajo, esfuerzo y dificultades hubo en los anteriores, no hago un ranking entre las competiciones», añadió.

El de Brescia calificó este viaje desde que se concentraron el pasado 1 de agosto como «muy bonito», pero también «lleno de imprevistos, contratiempos, preocupación, esperanza e ilusión». «Nos hemos concentrado en el viaje, ha sido lo más inteligente y eficaz que hemos podido hacer, sin pensar a dónde nos iba a llevar», manifestó.

Scariolo apuntó que se centraron en lo que tenían que hacer «ese día» de partido y que «cuando tu trabajo es de calidad y sumas momentos de calidad todo es casi automático». «Ha sido una bonita sorpresa y una fantástica historia del deporte porque ya es muy raro que un equipo o u atleta que parta del octavo puesto termine primero, se produce rarísima vez. De vez en cuando pasa y estamos encantados de ser protagonistas de esta historia», celebró.

El seleccionador recalcó de su grupo «la disciplina, el orden, el entusiasmo, su mucha preparación y un grandísimo espíritu competitivo», un aspecto este último que les caracteriza «de forma casi identitaria gracias al trabajo de muchísima gente». «Somos capaces de competir donde muchos no pueden llegar. Otros tienen más talento y jugadores de más experiencia, pero esa capacidad de hacer las cosas en equipo y de competir hasta donde más no se puede es parte de nuestra naturaleza y forma de ser», afirmó.

El técnico italiano se refirió a los «pulmones» que han supuesto tanto el equipo de las ‘ventanas FIBA’ como de las categorías inferiores, y se mostró «encantado de haber sido testigo de todos los viajes individuales» que ha visto en sus jugadores.

«El primer paso era descifrar qué grupo teníamos porque ninguna podía hacer en la selección lo que hacían en sus clubes donde eran protagonistas, mientras que aquí tienen un rol más sacrificado. También teníamos que intentar entender cual es la motivación y situación personal de cada uno», sentenció.