ÚLTIMA HORA

Iago Aspas hunde a un Cádiz vulnerable en la segunda victoria del Celta

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El Celta de Vigo sumó su segundo triunfo en la temporada 2022-2023 en LaLiga Santander al imponerse este viernes con autoridad por 3-0 al Cádiz, en una noche donde Iago Aspas hundió aún más a los gaditanos al fondo de la tabla sin puntos en el casillero tras cuatro derrotas consecutivas.

No hubo demasiada historia en el feudo vigués en la primera parte. El Celta se hizo dueño del balón y Balaídos aplaudió la iniciativa de los del Eduardo Coudet. Pero el Cádiz se mostró cómodo en unos primeros 45 minutos sin ritmo y ocasiones, que dejaron a ambos conjuntos con la tarea pendiente de generar peligro en ataque.

Con todo por decidir, Coudet agitó el banquillo y dio la oportunidad al internacional noruego de 22 años Strand Larsen, quien debutaba tras llegar en el último día de mercado, y el canterano Gabri Veiga. Un doble cambió que revitalizó a los locales, mientras que Carles Pérez y Renato Tapia se quedaron en el banquillo

El Celta estuvo más apagado, con Aspas desaparecido y vigilado. Pero el capitán apareció cuando más le necesitaban y volvió a ser el talismán de un equipo que vive de sus goles. El gallego disparó desde la frontal para abrir el marcador en el 56′.

El equipo de Sergio González no levantó cabeza tras el tanto encajado y quedó noqueado ante la superioridad de un rival venido a más. Larsen rozó su primer tanto con un remate al palo y demostró su buena sintonía con sus compañeros, dando una asistencia a Óscar Rodríguez a la hora de juego que dejaba más tocado a los gaditanos.

La entrada del pitado Lucas Pérez, quien finalmente no se marcha del cuadro andaluz, no sirvió de revulsivo frente al eterno rival del Deportivo de la Coruña. Los gaditanos siguieron a merced de un Celta que siguió apretando en busca de más goles. Y de nuevo Iago Aspas apareció para rematar una noche plácida, en la que consiguió un doblete que le sitúa con cinco goles en cuatro jornadas de Liga.

El cuadro andaluz reavivó su crisis de resultados y los vigueses supieron aprovecharse de su mal momento para obtener su primera alegría ante su afición. Un triunfo que les permite engancharse a la parte más noble de la tabla y cerca de unos puestos europeos por los que quiere pelear esta temporada.