Luis Enrique: «En junio se verá dónde estamos y hacia dónde vamos»

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El seleccionador nacional de fútbol, Luis Enrique Martínez, se mostró contento por las buenas prestaciones que ha ofrecido su equipo en estos dos amistosos, sobre todo por «al alto nivel» que ofrecieron este martes ante Islandia, pero tiene claro que será en los cuatro partidos oficiales de junio de la Liga de Naciones en los que se verá «dónde» están con más certeza.

«En junio tenemos cuatro partidos oficiales y ante rivales de alto nivel y será el momento de ver dónde está la selección y hacia dónde vamos, pero esta selección va a competir y a meter en problemas a cualquier, aunque también nos puede ganar cualquiera», señaló Luis Enrique en rueda de prensa tras la victoria de este martes ante Islandia.

El asturiano celebró que estuviesen «a un nivel muy alto» en la goleada a los islandeses y que no le ponía ningún borrón «en lo que concierne al fútbol» desplegado. «Hemos sido muy superiores y hemos estado acertados», admitió, recalcando «con qué seriedad» se han tomado los jugadores estos dos amistosos.

El técnico del combinado nacional reconoció que aunque el 1-0 no llegó hasta el minuto 36 no creía que hubiese «nada que corregir». «El fútbol estaba fluyendo y habíamos tenido situaciones más o menos claras de gol, desde el principio se veía que tarde o temprano llegaría», puntualizó.

«Para poder solventar este tipo de partidos necesitas estar acertado, pero si pasan los minutos y te plantas en el minuto 65 sin materializar se puede complicar, pero en este caso no ha sido así porque desde el principio hemos sido muy efectivos y hemos estado muy bien en la ocupación de espacios y en la circulación de balón», añadió Luis Enrique.

El de Gijón, feliz por «ver a la afición disfrutar con los jugadores» y que haya existido «una comunión muy bonita» entre la grada y el campo, dejó claro que ve a su selección «capacitada para dar ‘guerra’ a cualquier selección», pero sabe que un Mundial «es una competición muy corta donde hay momentos importantes y donde se vio en 2010 que existe un factor suerte». «Pondremos todo de nuestra parte en todo lo que podemos controlar para llegar en las mejores condiciones, pero no tengo ninguna duda de que España será competitiva y luego los pequeños detalles marcarán», sentenció sobre las opciones en Catar.

«LA LISTA DE CATAR SERÁ DURA»

«La lista del Mundial será dura, pero es mi trabajo. Hay 40-50 que pueden venir, algunos van rotando y el ambiente es muy especial, es muy agradable ser seleccionador en una situación como esta», confesó el seleccionador, que considera que lo «importante es que cada jugador venga para sumar, sea jugando o sin jugar» y que «los jugadores no son tontos» y conocen el nivel que haya. «La competencia se retroalimenta y nos beneficia», expresó.

En este sentido, cree que el puesto de lateral izquierdo «es cachondo» porque tiene muchas opciones para elegir, aunque recalcó que Jordi Alba «es único en su posición porque tiene algo que no tiene nadie que es esa capacidad para dar ese último pase como si fuese un interior o un mediapunta».

Además, se mostró feliz de nuevo por los dos de un Álvaro Morata que «se desvive por ayudar en cada partido». «Somos una de las selecciones que más ocasiones generamos y quizá nos falte un jugador ‘top’ de 30 goles, pero no lo necesitamos porque llegamos al gol de otra manera», comentó.

«Dan Olmo es un jugador ‘top’ y jugaría en cualquier equipo del mundo como titular. Es diferencial, tiene una calidad técnica única, llegada, gol, último paso y trabajo defensivo», elogió el seleccionador del jugador del Leipzig, sin olvidarse de Hugo Guillamón al que vio «soberbio». «Parecía que llevaba 50 partidos internacionales», remarcó.