ÚLTIMA HORA

Bastianini reina en el cierre de Sepang y Aleix Espargaró y Jorge Martín terminan en el podio del día

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El piloto italiano Enea Bastianini (Ducati) ha dominado este domingo, con récord histórico de la pista, la segunda y última jornada de test de MotoGP en el Circuito Internacional de Sepang, una jornada con un frenético ritmo que dejó a 20 pilotos comprendidos en un mismo segundo.

La lluvia, que obligó a detener la actividad unas horas antes de lo previsto, no impidió que los participantes de la categoría reina buscasen un importante ‘time attack’ que hizo que Bastianini firmase, con un crono de 1:58.131 para lograr el récord de la pista -no oficial-.

Con su tiempo logrado por la mañana -antes de la aparición de la lluvia-, superó por 26 milésimas al español Aleix Espargaró (Aprilia), primero el sábado, y por 112 milésimas a Jorge Martín (Ducati), que completó el ‘Top 3’ de una tabla de tiempos con 18 pilotos separados por 8 décimas.

Tras el dominio de Aprilia del sábado, ‘La Bestia’ lo bordó a lomos de su Ducati; las GP22 de los de Borgo Panigale se han afianzado con la nueva aerodinámica y la toma de aire actualizada, y se muestran cómodos con el nuevo ‘ride-height device’. Además de los buenos tiempos de Bastianini y Martín, Ducati logró el sexto puesto de Francesco Bagnaia y el noveno de Johann Zarco.

Aprilia cambió el doblete de la primera jornada por un segundo -Aleix Espargaró- y quinto -Maverick Viñales- puestos, y ambos pilotos corroboran que las pequeñas actualizaciones en todas las áreas de la moto, que han favorecido la mejora en la velocidad en el paso por curva, están dando resultado.

En Suzuki, que ha mejorado las prestaciones de su motor, el español Àlex Rins consiguió ser el más rápido, cuarto a menos de una décima y media de la cabeza, y Joan Mir todavía está a cuatro décimas de Bastianini y terminó duodécimo.

Mientras, en Yamaha, el vigente campeón del mundo, el francés Fabio Quartararo sigue sin encontrar la mejoría en la velocidad punta de su YZR-M1 y concluyó el test séptimo, y la siguiente moto de la marca, la del italiano Andrea Dovizioso, solo pudo ser vigésima segunda.

Tampoco marchan de momento las cosas excesivamente bien para Repsol Honda y su RC213V, con Marc Márquez como el piloto más rápido del fin de semana con un octavo lugar este domingo pero con un importante bagaje de 101 vueltas. Su compañero Pol Espargaró terminó décimo, y los otros pilotos Honda, Takaaki Nakagami y Àlex Márquez, finalizaron dentro de los registros de 1:58.

Por último, el portugués Miguel Oliveira, decimoquinto, fue la KTM más veloz, y el ‘rookie’ español Raúl Fernández se situó decimonoveno. La actividad volverá los días 11, 12 y 13 de febrero en el nuevo circuito de Mandalika, en Indonesia, con un nuevo test de la categoría reina.