ÚLTIMA HORA

El Barça pierde la Maradona Cup ante Boca en los penaltis

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El FC Barcelona sigue alejado de la buena suerte y del buen fútbol y perdió este martes la Maradona Cup –partido de homenaje al fallecido Diego Armando Maradona disputado en Riad (Arabia Saudí)– ante Boca Juniors en una tanda de penaltis que consumó el mal momento de los de Xavi Hernández.

Se repite la historia en todas las competiciones, hasta en homenajes a exjugadores del club; poco gol, nula defensa y suerte aciaga. El partido terminó 1-1, con el Barça dejándose de nuevo remontar, y el punto fatidíco sonrío a un Boca con más galones.

Empezó la tanda de penaltis, para el Barça, marcando Dani Alves. Ferran Jutglà, el extremo y delantero fichado en verano procedente del Espanyol B, también anotó en su turno pero con fortuna, y ya no encertaron ni Matheus (detuvo bien Rossi, portero de Boca) ni Guillem Jaime, cuyo disparo se le fue a las nubes saudíes.

Por contra, no falló un sólo penalti Boca Juniors, tampoco lo detuvo un Neto que tuvo poco trabajo durante el partido y que poco pudo hacer en el gol del empate de los argentinos, obra de Exequiel Zeballos (77′) al culminar una rápida contra en la que la defensa blaugrana no estuvo acertada. Una vez más.

A los cinco minutos de la reanudación se adelantó el Barça con un golazo del joven Ferran Jutglà, que se dio la vuelta dentro del área y envió un derechazo directo a la red. Eso sí, con posible mano previa de Coutinho, que de nuevo estuvo gris y espeso pese a ser uno de los pocos internacionales que usó Xavi.

El técnico de Terrassa no quiso arriesgar con demasiados jugadores titulares o que puedan serlo. Empezó con Lenglet y Eric García en el eje de la defensa, y alguna sorpresa que otra como ver a Sergiño Dest como extremo izquierdo, rozando el rizo ya que el lateral derecho no he tenido fortuna desde el extremo de su banda. Y un Riqui Puig con galones en el centro, creando juego, aunque sin fortuna en la conexión final con Demir, Ilias, Jutglà o Balde.

El mejor del Barça fue, sin duda, Dani Alves. El veterano lateral salió motivado, quisiendo contagiar a sus compañeros. Y está listo para ser titular en enero, visto lo visto. Contundente en el corte defensivo, profundo en ataque y peligroso con dos disparos, uno a la contra y otro de falta, que fueron lo mejor del Barça hasta el gol de Jutglà.

No vio un gran espectáculo el Mrsool Park de Riad (Arabia Saudí), que casi que vibró más con la interpretación de ‘La Mano de Dios’ de Rodrigo Bueno en honor a Diego Armando Maradona. La exmujer del astro argentino, fallecido el año pasado, tres de sus hijas y hermano estuvieron vibrando en la grada.