Janne Andersson: «Creo que el equipo ha estado muy bien y España pareció a veces un poco estresada»

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El seleccionador nacional de Suecia, Janne Andersson, opinó que pese a la derrota por 1-0 ante España de este domingo su equipo había estado «muy bien» y que logró que su rival pareciese «a veces un poco estresado», por lo que deseó trasladar estas sensaciones a la repesca del mes de marzo para estar en el Mundial de Catar.

«Este verano fue un partido bastante complicado en la EURO, pero esta vez encontramos un mejor camino, en la misma dirección que en septiembre cuando les ganamos. Ha sido un partido con pocas ocasiones de gol y creo que estuvimos más o menos igualados. Estamos triste por perder, pero pienso que los jugadores lo han hecho bastante bien. Creo que España pareció a veces un poco estresada y si se hubiese alargado más minutos el 0-0 lo hubiesen estado más», señaló Andersson en rueda de prensa.

El técnico del combinado sueco recalcó que la estrategia para el partido habría sido «exactamente igual» si les hubiera valido el empate. «España mantiene casi siempre el control de la pelota y también hay que mirar las prestaciones de los jugadores, y hoy el equipo en general ha estado muy bien», comentó.

«Creo que no aprovechamos bien todas las ocasiones que tuvimos y nuestro sistema defensivo fue muy bueno porque nuestro portero apenas tuvo que hacer paradas», añadió Andersson, que apuntó sobre el cambio de Forsberg, su jugador más peligroso, fue porque el centrocampista «hacía tiempo que no jugaba 90 minutos» y pensó que les hacía falta «más energía y piernas frescas».

Del mismo modo, metió en el tramo final a Zlatan Ibrahimovic porque es un jugador «más fuerte» cuando su equipo tiene «más control de la pelota». «Quería dejarle jugar la última parte del partido porque ante España hay que tener mucha energía porque sino España encuentra tus resquicios», advirtió.

Andersson recalcó que el hecho de no estar en el bombo de los cabezas de serie les hace «siempre jugar con un equipo ‘top'» en las fases de clasificación, pero se mostró esperanzado ante «una segunda oportunidad en marzo». «Hay que llevar la sensación positiva de este partido a la repesca», afirmó.