Franco: «Necesitamos liderazgo femenino y el deporte es una herramienta para el empoderamiento de la mujer»

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD), José Manuel Franco, realzó este jueves el papel de la mujer dentro del mundo del deporte, «una herramienta poderosa» para conseguir su empoderamiento, y dejó claro que en la actualidad se necesita «liderazgo femenino».

El dirigente intervino en la presentación de la Asociación Española de Mujer, Ejecutivas y Deporte (AEMED), que se realizó en el marco del congreso ‘World Football Summit’ que está acogiendo el Wanda Metropolitano.

Esta asociación, que tiene como presidenta a la doble campeona olímpica de vela Theresa Zabell, tiene como principal objetivo empoderar a la mujer en el ámbito de la empresa y el deporte para alcanzar la igualdad real de oportunidades y otorgar a la mujer la visibilidad que merece en la industria deportiva.

«Es un honor acompañar a esta asociación en esta puesta de largo, es un proyecto apasionante que echa a rodar con mayúsculas», señaló Franco en su discurso inicial, en el que recordó que en el estadio del Atlético de Madrid se batió el récord del mundo de asistencia a un partido de fútbol femenino, con 60.739 espectadores viendo la visita del FC Barcelona.

Para el presidente del CSD, aunque este dato «sirve para certificar que se están haciendo significativos avances con la mujer en el entorno deportivo», tiene claro que «sigue siendo necesario potenciar su presencia en las empresas e instituciones deportivas».

«Desde esta asociación nos habéis pedido que seamos activistas de vuestra lucha y yo os pido que veáis en el CSD un aliado y un activista porque vuestros objetivos son los nuestros», afirmó el mandatario, que considera que «no se puede desdeñar ni ignorar» que las mujeres «representan más de la mitad del potencial humano».

Por ello, subrayó que es tarea «de todos y todas corregir esta desigualdad», aunque para ello «es necesario creérselo» y no limitarse únicamente «al principio de igualdad jurídica». «Hay que articular políticas públicas para garantizar el acceso de la mujer de manera global y en todas las áreas», demandó.

«En el CSD sentimos que el deporte es una herramienta muy poderosa para el empoderamiento de la mujer. Nos hemos atrevido, y a ver cómo salimos de esta, a profesionalizar el fútbol femenino, que es una empresa nada fácil y dónde nos vamos a encontrar con muchos obstáculos», añadió.

Francos se refirió también a los 2,5 millones de euros que han destinado este año para «proyectos relacionados con la mujer y el deporte inclusivo» y aseguró que tienen que «seguir incrementando» estas cantidades junto a más «puestos de responsabilidad en la gestión deportiva». En este sentido, recordó que todas las federaciones deportivas que quieran solicitar al Consejo una subvención deben «cumplir» con el requisito de tener representación femenina en sus órganos de responsabilidad.

«Aún queda mucho camino que recorrer, pero hay capacidad de mejora y lo haremos posible. Para este Gobierno, la promoción de la igualdad es una de las líneas estratégicas que permitirán la reestructuración del sector deportivo a través de los fondos europeos. Necesitamos liderazgo femenino, vamos a seguir trabajando denodadamente para conseguir este magnífico y noble objetivo», sentenció.

PATRICIA RODRÍGUEZ: «LA EDUCACIÓN ES FUNDAMENTAL»

Junto al presidente del CSD, también participaron en esta presentación donde de las componentes de la Junta Directiva de la AEMED, Marian Otamendi, directora de World Football Summit, y Patricia Rodríguez, consejera delegada del Granada

Otamendi remarcó que el sector del deporte «sigue siendo bastante masculino» y que con esta asociación quieren «ejercer un poco de presión» y también «ayudar a las deportistas a orientar su carrera post profesional».

Entre los objetivos que tienen, citó un barómetro ‘Deporte, mujer y empresa’, crear entre 4 y 10 becas para mujeres en Másteres de gestión deportiva, o lograr tres contrataciones en puestos de gestión de empresas/clubes deportivos.

Además, «cada vez que haya una vacante en un club», enviarán el currículum de una mujer «para que se acostumbren a recibir candidaturas de chicas» y conseguir que algún día haya «una entrenador o segunda entrenadora» en LaLiga.

Por su parte, Patricia Rodríguez reconoció que ella es una de las afortunadas en ocupar un cargo «de cierta responsabilidad en una industria donde hay tan pocas mujeres» y que una de sus misiones es «dar visibilidad para que haya un referente femenino en el fútbol, el deporte que más repercusión tiene».

«Tenemos que tratar de trabajar para que cada vez haya más mujeres en las instituciones deportivas y en lugares donde se toman las decisiones», aseveró la que fuera vicepresidenta segunda de LaLiga, que ve «fundamental la educación» y el «compartir conocimiento».

Así, explicó que «desde la formación» se podrá ir «trabajando en el fomento de la mujer en el deporte y la industria del fútbol» para que pueda haber «oportunidades de futuro» en puestos ejecutivos y para que también las deportistas «tengan un futuro después del deporte porque ellas cuando se retiren deben trabajar y también deben compaginar el trabajo y su carrera deportiva».