Rahm llega con el hambre intacta al British

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El golfista español Jon Rahm llega como favorito y flamante campeón del US Open al Abierto Británico, el último ‘Grand Slam’ de la temporada que se disputa desde este jueves y hasta el domingo en el Royal St. George’s.

El vasco levantó el mes pasado en Torrey Pines (San Diego) el primer ‘major’ de su palmarés, un sueño hecho realidad aunque también una liberación. Rahm, con apenas cinco años de profesional, estaba señalado por todos para entrar en la historia del golf.

“Sólo porque estaba jugando bien no se paraba de hablar de el primer ‘grande’…, todo el rato, como si fuese fácil. Sentí algo de liberación, pero no cambia nada. Aquí llego igual de emocionado, quiero ganar igual”, dijo en la rueda de prensa previa oficial.

Pese a que no sacó su mejor versión la pasada semana en el Abierto de Escocia, donde además perdió el número uno del mundo de nuevo para Dustin Johnson, Rahm tiene el juego más en forma entre los mejores del mundo. El de Barrika lleva al British el aliciente de la estela de Severiano Ballesteros, el único español campeón.

El genio de Pedreña lo fue en 1979, 1984 y 1988. “Estará lleno de público, es un campo histórico, fue mi primera experiencia en un ‘link’, hay algo de nostalgia. Sería increíble ganar, dar el Open a España, que nadie lo hizo desde Seve”, dijo.

El Abierto Británico no se pudo celebrar el año pasado por la pandemia de coronavirus, pero este año vuelve y lo hace con lo que se espera un lleno de público. Rahm, en busca de un doblete histórico en el golf, tiene un calendario de platos fuertes ya que lo siguiente serán los Juegos Olímpicos de Tokio.

El vasco jugará jueves y viernes con el vigente campeón Shane Lowry y con su rival en el US Open, el sudafricano Louis Oosthuizen. Por otro lado, el golf español tendrá una amplia representación también con Sergio García, que cumple 25 años jugando ‘majors’, Rafael Cabrera Bello, Jorge Campillo y Gonzalo Fernández-Castaño.