Van der Poel no olvida ganar en carretera y Küng sigue líder en Suiza

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El ciclista neerlandés Mathieu van der Poel (Alpecin-Fenix) ha ganado este lunes la segunda etapa del Tour de Suiza, disputada entre Neuhausen am Rheinfall y Lachen sobre 178 kilómetros, en un esprint en mojado donde fue muy superior y con el líder Stefan Küng (Groupama-FDJ) salvando por un segundo el liderato.

El grupo de favoritos se rompió en la subida a Litschstrasse, cercana a meta, con un Julian Alaphilippe (Deceuninck-Quick Step) que quería eliminar a los velocistas. Lo hizo, salvo con un Van der Poel que aceleró a 3,5 kilómetros y, pese a que Maximilian Schachmann (BORA-Hansgrohe) y casi Wout Poels (Bahrain-Victorious) le cazaron, les soltó al esprint sin pestañear.

Victoria implacable e incuestionable para un Van der Poel que no ha olvidado ganar en carretera. Pese a no competir desde marzo, desde la Tirreno Adriático en la que conquistó dos etapas, y dedicarse a la bicicleta de montaña para preparar su cita con los Juegos Olímpicos de Tokio, el prodigio neerlandés volvía en Suiza para compaginar ambas disciplinas y, de nuevo, levantar los brazos en meta.

En la selección de Alaphilippe, que al final se quedó sin poder optar a la victoria, se metió el español Iván García Cortina (Movistar Team), que hizo cuarto en meta siendo el mejor del ‘grupito’ que no pudo seguir a Van der Poel, como Maximilian Schachmann y Wout Poels, segundo y tercero en meta.

También Marc Hirschi (UAE-Team Emirates), Richard Carapaz (INEOS Grenadiers), Michael Woods (Israel Start-Up Nation) y Jakob Fuglsang (Astana-Premier Tech) estuvieron en ese grupo de 9 ciclistas seleccionado por el ‘Mosquetero’ Alaphilippe en la subida a Litschstrasse (2ª), de 2,4 kilómetros al 8,2 por ciento de pendiente media.

Pese a ir en el grupo principal, cortado, el suizo Stefan Küng (Groupama-FDJ) sigue líder de este Tour de Suiza con 1 segundo de margen sobre Alaphilippe, 2 sobre Schachmann y 6 sobre Van der Poel, mientras que Mattia Cattaneo (Deceuninck-Quick Step) cierra el ‘Top 5’ de la general a 12 segundos del helvético.

Si en la contrarreloj de la primera etapa, ganada por Stefan Küng y con su compatriota Stefan Bissegger (EF Education-Nippo) a sólo 4 segundos, hubo protagonismo suizo, en esta segunda etapa también. Esta vez, Tom Bohli (Cofidis) y Claudio Imhof, de la selección suiza, fueron los más fuertes de la escapada.

A falta de 16,5 kilómetros para la meta en Lachen, el ya veterano Claudio Imhof dejó atrás a Bohli y se fue en solitario a por el esprint de Wangen y la última cota en Litschstrasse, en un intento bajo la intensa lluvia que añadió épica al mano a mano pero fue cazado a poco más de 8 kilómetros para meta.

Este martes, la tercera etapa partirá de Lachen y llegará a Pfaffnau tras 182,1 kilómetros de media montaña, con mucho ascenso acumulado pese a haber solo dos cuotas puntuables. Recorrido para fugas y para que algún aspirante a la general intente desbancar a Küng.