Neptuno y Cibeles estarán vigiladas este sábado por 130 policías municipales

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Un total de 130 agentes de la Policía Municipal vigilarán este sábado, a partir de las 19 horas, las fuentes de Neptuno y Cibeles para impedir celebraciones por el título de Liga, que ganará el Atlético de Madrid o el Real Madrid.

Así lo ha detallado la portavoz del Gobierno Municipal y delegada de Seguridad y Emergencias, Inmaculada Sanz, quien ha precisado que el tráfico estará abierto, aunque “si hubiera que cortar, se tendrá la previsión”. “El objetivo es evitar aglomeraciones”, ha manifestado Sanz, quien ha hecho un llamamiento para que no se acuda a estos espacios, pues aún continúa la pandemia.

A estos efectivos de la Policía Municipal hay que sumar los que despliegue el Cuerpo de la Policía Nacional, dado que el dispositivo de seguridad ante la celebración del título liguero es conjunto entre el Ayuntamiento y la Delegación del Gobierno, en cumplimiento de las medidas preventivas en materia de salud pública determinadas por las autoridades sanitarias.

El dispositivo de seguridad establecido por la Policía Municipal de Madrid, en contacto con el resto de administraciones, tiene el objetivo primordial de impedir las aglomeraciones de personas en la vía pública y tratar de que el tráfico siga fluyendo en la habitual zona de celebración del equipo ganador.

El operativo, que arrancará a las 19 horas, se ha dimensionado teniendo en cuenta que, de ganar la Liga, los jugadores de los dos conjuntos madrileños no se desplazarán a sus emblemáticos lugares de celebración.

Por motivos de seguridad, y si pese a los llamamientos de las autoridades y de los equipos la afluencia de aficionados fuera masiva y hubiera que cortar el tráfico, los policías desplegados llevarían a cabo limitaciones de aforo para evitar aglomeraciones en puntos concretos.

Los policías, tanto municipales como nacionales, protegerán el perímetro de la fuente donde celebra sus títulos el equipo que resulte campeón, estableciendo filtros con vallas y contenedores en diferentes puntos para controlar el número de personas que accedan.

En cualquier caso, en un primer momento, se establecerá el servicio oportuno en el entorno de las plazas para que, en materia de movilidad, se mantenga fluido el tráfico en la zona, evitando que automovilistas y peatones (seguidores del equipo campeón) colapsen la circulación, disponiendo los cortes y desvíos de tráfico necesarios en el supuesto de afluencia masiva. Asimismo, se prohibirá el estacionamiento de vehículos en las zonas autorizadas de la Plaza de Cánovas del Castillo (Neptuno).

Además, los policías municipales evitarán la venta ambulante y el consumo de alcohol en la vía pública, y emplearán los drones de la Sección de Apoyo Aéreo para vigilar el transcurso del dispositivo desde el aire.

SE PIDE NO ACUDIR

El alcalde, José Luis Martínez-Almeida, ha hecho estos días reiterados llamamientos a “hacer un ejercicio de responsabilidad y por tanto que no se produzcan aglomeraciones, pero cualquiera es libre para poder ir a esas fuentes”.

“Por eso preparamos un dispositivo para evitar en la medida de lo posible que se produzcan esas aglomeraciones estableciendo diversos anillos para ir filtrando a las personas y cuando se considere que es un número excesivo poder cortar el acceso a esas fuentes”, aseveró.

La delegada del Gobierno, Mercedes González, ya señaló hace unos días que están hablando con el Atlético de Madrid, al que ha agradecido su predisposición para que los aficionados no salgan masivamente a las calles el sábado para evitar la propagación del coronavirus. No obstante, han organizado un cordón policial y más medidas, que fueron acordadas en la reunión técnica celebrada entre Policía Municipal y Nacional la semana pasada.