NBA

El dilema de Giannis Antetokounmpo en Milwaukee Bucks

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Milwaukee Bucks tiene el desafío de trasladar las grandes vibraciones desplegadas durante las dos últimas campañas en la fase regular a unos playoffs donde, sinceramente, su rendimiento ha dejado bastante que desear. Pese a ser considerado (con méritos propios) como uno de los firmes candidatos a alzarse con el anillo, sobre todo con motivo de su magnífico balance, el equipo de Mike Budenholzer no ha sido capaz por ahora de brillar en la postemporada. Así las cosas, la entidad de Wisconsin hará todo lo posible para suceder en el palmarés de la NBA a Los Angeles Lakers.

Una franquicia que no pierde de vista a Giannis Antetokounmpo, galardonado con el MVP de la temporada a lo largo de los dos cursos más recientes en la mejor Liga de baloncesto del planeta. La continuidad del griego está garantizada en los Bucks después de haber firmado el mejor contrato de la historia (228,2 millones de dólares por cinco años). Aun así, conviene añadir que no se han reforzado con plenas garantías en el mercado. Es cierto que Jrue Holiday le aportará un salto cualitativo al roster de Budenholzer, junto con la incorporación de complementos como D.J. Augustin o Bobby Portis. Sin embargo, la decepción ha llegado con el traspaso frustrado de Bogdan Bogdanovic, quien se ha comprometido con Atlanta Hawks.

Después de alcanzar las Finales frente a los Lakers, Miami Heat aspira a recuperar el reinado de la Conferencia Este. Los de Erik Spoelstra volverán a estar liderados en la cancha por un Jimmy Butler que, por si había alguna duda, demostró en la “burbuja” de Disney que es una de las principales estrellas de la NBA. El conjunto de Florida cuenta también con piezas destacadas como Bam Adebayo, Goran Dragic, Tyler Herro o Duncan Robinson, además de haber sumado a su elenco a Avery Bradley. Igualmente, Boston Celtics tratará de dar ese paso al frente tan necesario para sumar un nuevo trofeo a sus laureadas vitrinas. Brad Stevens seguirá apostando por su cuarteto mágico: Kemba Walker, Jayson Tatum, Marcus Smart y Jaylen Brown, a lo que conviene agregar las llegadas de Jeff Teague y Tristan Thompson.

Por su parte, Brooklyn Nets le ha concedido las riendas de su proyecto a un Steve Nash que intentará plasmar desde el banquillo la magia y la inteligencia que le acompañaron siempre sobre la pista en su prolífica trayectoria como jugador. Para ello, dispondrá de dos de los profesionales más destacados de la Liga: Kyrie Irving y Kevin Durant. Tampoco se puede pasar por alto la presencia en su plantel de Spencer Dinwiddie, Caris LeVert, Joe Harris, Jarrett Allen o DeAndre Jordan, mientras que ha potenciado su roster con Jeff Green y Landry Shamet. En cuanto a Orlando Magic, Markelle Fultz, Evan Fournier, Terrence Ross, James Ennis, Aaron Gordon y Nikola Vucevic tirarán del carro para acceder a la fase final de la campaña 2020-2021.

La gran incógnita del Este será vaticinar cuál será el techo de unos Philadelphia 76ers que, gestionados por Daryl Morey desde los despachos, se han liberado de los contratos de Josh Richardson y Al Horford para dar la bienvenida a Terrance Ferguson, Danny Green, Seth Curry y Dwight Howard. Joel Embiid y Ben Simmons desean hacer historia con el proyecto comandado por Doc Rivers, quien ha puesto fin a su aventura en Los Angeles Clippers para tomar el testigo de Brett Brown en los Sixers. Asimismo, Tobias Harris está llamado a responder de una vez por todas a la confianza depositada por la franquicia del Wells Fargo Center hacia su figura.

Toronto Raptors se ha visto mermado en la agencia libre por las bajas de Serge Ibaka y Marc Gasol, aunque el ganador del anillo en 2019 ha sido capaz de retener en sus filas a Fred VanVleet. Los canadienses, que también se han reforzado con Aron Baynes, confían en el buen hacer de Kyle Lowry, Pascal Siakam, OG Anunoby, Norman Powell y compañía bajo la batuta de Nick Nurse. Pasando a Indiana Pacers, la incertidumbre viene representada por el estado físico de Victor Oladipo, un hombre que estará secundado por Malcolm Brogdon, T. J. Warren, Domantas Sabonis o Myles Turner para seguir compitiendo al máximo nivel.

Y qué decir de Atlanta Hawks, conjunto que ha rodeado a Trae Young, su joven estrella, de piezas de varios quilates que le permitirán luchar de lleno por la postemporada: Rajon Rondo, Danilo Gallinari, Solomon Hill y Bogdanovic. Un equipo que también está formado por John Collins y Clint Capela, a lo que conviene agregar la elección de Onyeka Okongwu a través del draft. Por lo que respecta a Washington Wizards, el movimiento más curioso ha sido el aterrizaje de Russell Westbrook, propiciando la marcha de John Wall a Houston Rockets. Como es lógico, Bradley Beal continuará siendo la estrella del plantel encabezado por Scott Brooks. Los capitalinos, que cuentan con la aportación de Davis Bertans y Rui Hachimura (más el desembarco de Robin Lopez), han optado por Deni Avdija en la lotería del draft.

Sin duda, habrá que comprobar lo que puede dar de sí el proyecto de Charlotte Hornets, cuya estrategia en el draft ha sido la selección de LaMelo Ball. Aun así, la noticia más destacada de la franquicia de la que es dueño Michael Jordan ha sido la incorporación de Gordon Hayward, quien se unirá a un plantel compuesto por Devonte’ Graham, Terry Rozier, Miles Bridges o Bismack Biyombo. Chicago Bulls se encomendará a Zach LaVine, Lauri Markkanen, Thaddeus Young, Tomás Satoransky, Otto Porter o Coby White, junto con su apuesta por Patrick Williams.

En cuanto a New York Knicks, que ha elegido a Obi Toppin en el draft, R. J. Barrett, Julius Randle, Alec Burks y Austin Rivers intentarán encauzar el rumbo de los de “La Gran Manzana”. Detroit Pistons, al menos por ahora, conserva en sus filas a Derrick Rose y Blake Griffin, al tiempo que ha mejorado sus prestaciones con Mason Plumlee, Jerami Grant y Jahlil Okafor. Por último, Kevin Love, Larry Nance Jr., Andre Drummond, Cedi Osman, Collin Sexton, Dante Exum y Matthew Dellavedova pretenden salvar el honor de Cleveland Cavaliers. El cuadro entrenado por J. B. Bickerstaff ha añadido a su roster a Isaac Okoro (vía draft) y JaVale McGee.