Bádminton

Carolina Marín piensa ir a por el oro tanto en los Juegos como en el Mundial

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La jugadora de bádminton Carolina Marín, tricampeona del mundo y oro olímpico en Rio 2016, expresó su ambición al afirmar que “no firma” el oro en los Juegos de Tokyo 2020 y el Campeonato del Mundo en Huelva en 2021 en la presentación en Madrid de su libro autobiográfico ‘Puedo porque pienso que puedo’, escrito en colaboración con el periodista de la agencia Efe Santiago García.

“¿Oro y plata en Juegos y Mundial? No lo firmo. No firmo nada. Quiero ir a por el oro en los dos grandes torneos del año que viene, los Juegos de Tokyo y el Mundial en mi tierra”, afirmó Carolina Marín durante el Santander Talks celebrado en el Santander Work Café de la madrileña calle Velázquez.

Carolina Marín explicó que se entrena en el CAR de Madrid y que hará un paréntesis en Navidad para viajar a Huelva junto a su familia antes de regresar a la capital de España. El 3 enero se desplazará a Tailandia para afrontar el primero de los tres torneos que tiene programados en Bangkok, dos Super 1000 el 12 y 19 de enero, y las finales del World Tour, el 27 del mismo mes.

“Quiero empezar el año con buen pie y que tengamos competición. Nuevo año y nueva vida. Tengo tres torneos importantes, dos Máster 1.000 y un World Tour Finals y el resto del calendario aún no lo sabemos. Hay que vivir el día a día. A mí no me gusta, pero es lo que queda debido a la pandemia. No sabemos qué torneos puntúan y estamos a que nos saquen de dudas”, comentó.

Marín se declaró “con ganas de afrontar el año nuevo”, pidió que la población “sea responsable” y que le respeten las lesiones. “Mis dos objetivos son los Juegos y el Campeonato del Mundo. Quiero ir a por el oro en los dos casos”, sentenció la jugadora onubense, que confesó que disputar el Mundial en Huelva es un “sueño hecho realidad”.

Del libro escrito junto a Santiago García ‘Puedo porque pienso que puedo’, publicado por la editorial HarperCollins Ibérica, dijo que el lector encontrará los secretos de sus éxitos y las duras experiencias de su grave lesión de rodilla en 2019 y la pérdida de su padre tras un accidente este 2020 marcado por la COVID-19.

“Tenía muchas ganas de escribir una autobiografía. Quería hacer algo más personal, contar cosas sobre mi vida. Me han pasado muchas cosas en estos dos últimos años. La etapa de mi niñez, la lesión de rodilla y el accidente y muerte de mi padre”, desveló.

La campeona olímpica señaló que de los momentos negativos de 2020 es de los que más “aprende”. “Este 2020 nos ha hecho darle valor a otras cosas. Para 2021 estamos preparados para un año duro, pero ambicioso y con muchas ganas. Es cierto que la pérdida de mi papá dejó mi cabeza fuera. Tuve torneos a los pocos meses. No puedes estar al cien por cien. A día de hoy estoy mucho más preparada y llego en muy buen estado de forma”, subrayó.

Destacó que el bádminton es un deporte individual, pero que “sin equipo” habría sido “imposible” haber conseguido sus éxitos, confía en que haya público en el Mundial de Huelva, del 29 de noviembre al 5 de diciembre de 2021, y recordó cómo surgió la idea del lema que le acompaña en su carrera.

“‘Puedo porque pienso que puedo’ surgió con el primer psicólogo en la Blume y me la he quedado para mi. La he usado en momentos importantes como los Juegos y cuando me recordaba esa frase revivía algo dentro de mi que me hacía cambiar algo”, indicó.

Sobre el Mundial, Marín afirmó que la motivación “es más que evidente” por poder competir en Huelva. “Hay una cierta presión para que no se escape nada, aunque la vamos a controlar”, manifestó en alusión al trabajo psicológico que llevará a cabo antes de la cita.