Audi participara en el Rally Dakar 2022, con un revolucionario prototipo eléctrico

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Audi se enfrenta a uno de los grandes desafíos del mundo del motor, ya que la marca de los cuatro aros competirá por primera vez en el famoso Rally Dakar en 2022 con un prototipo innovador. El concepto de propulsión alternativa, combina el sistema de propulsión eléctrico, con una batería de alto voltaje y un convertidor altamente eficiente. Las competiciones de rally-raid se convertirán en la punta de lanza del programa deportivo de la marca en el futuro.

Después de numerosos éxitos internacionales en múltiples categorías, Audi regresa a los rallies, una disciplina que marcó el inicio de su exitosa historia en el mundo del motor y, donde la marca presentó la revolucionaria tracción quattro en 1981. Hoy, la tracción a las cuatro ruedas también garantiza la máxima seguridad en los modelos de producción de Audi, incluyendo los eléctricos e-tron.

Al elegir un coche para el Rally Dakar propulsado por energías alternativas, Audi se enfrenta a las condiciones más extremas. El prototipo de la marca de los cuatro aros utilizará un potente sistema de propulsión eléctrico con una batería de alto voltaje que puede ser cargada según sea necesario durante la conducción utilizando un motor TFSI de alta eficiencia como conversor de energía. El objetivo es mejorar permanentemente el rendimiento del motor eléctrico y de la batería en los próximos años; la experiencia acumulada en este proceso podrá ser aplicada posteriormente al desarrollo de los vehículos de producción.

Audi vuelve así a ser pionera en el deporte del motor, al convertirse en el primer fabricante de automóviles que se ha comprometido a la hora de desarrollar un concepto de vehículo con un sistema de propulsión alternativo para el Rally Dakar. En 2012, la marca de los cuatro aros logró la primera victoria de un vehículo híbrido en las 24 Horas de Le Mans con el Audi R18 e-tron quattro, que se mostró insuperable en la carrera de resistencia más importante del mundo durante tres ediciones consecutivas.

Desde 2014, Audi también ha cosechado éxitos en la Fórmula E, el primer campeonato de monoplazas totalmente eléctricos. Primero, como socio del equipo ABT Sportsline, al que une una larga relación; y desde 2017, como equipo de fábrica. Después de seis años, el equipo Audi Sport ABT Schaeffler es el más exitoso de la historia del campeonato, con 12 victorias y un total de 43 podios. Entre los mejores momentos en su participación en la Fórmula E está la consecución del título de pilotos en 2017 y el título de equipos en su primera temporada como equipo de fábrica, en 2018.

El Rally Dakar reemplazará en los planes deportivos de Audi a la Fórmula E, cuyo compromiso como equipo de fábrica finalizará tras la temporada 2021, aunque los equipos cliente seguirán utilizando el sistema de propulsión desarrollado por Audi más allá del próximo año.

Las carreras cliente seguirán siendo el segundo pilar dentro del programa de competición de AUDI AG en el futuro. El departamento de carreras para clientes de Audi continuará ofreciendo a los equipos una amplia gama de modelos, así como asistencia en competiciones de todo el mundo. Entre las actividades previstas se encuentra la participación con el Audi R8 LMS en importantes carreras de resistencia como las 24 Horas de Nürburgring, y en competiciones internacionales como el Intercontinental GT Challenge.

Cambios en la organización de Audi Motorsport

En el curso de su transformación, AUDI AG también reposiciona su organización en Motorsport. Los departamentos de competición de fábrica y para clientes ya están fusionados con éxito en la estructura de Audi Sport GmbH. Su director, Julius Seebach, asumirá también a partir del 1 de diciembre de 2020 la responsabilidad sobre las actividades internacionales de la compañía en competición. Dieter Gass, que ha ocupado distintos puestos directivos en Audi Sport durante casi diez años, y ha participado en los éxitos de la marca como Director de Audi Motorsport entre 2017 y 2020, se dedicará a nuevas tareas en el futuro tras la conclusión del programa de fábrica en el DTM. La estrecha integración del deporte del motor con el departamento de Desarrollo Técnico bajo la dirección de Oliver Hoffmann permanecerá sin cambios.